Maturana, H. (1990). Biología de la Cognición y Epistemología-Reseña Referativa

Maturana H. (1990). Biología de la cognición y epistemología. Ediciones Universidad de la Frontera.

El texto es una transliteración de dos conferencias y un taller a cargo del Dr. Humberto Maturana invitado por el Departamento de Psicología de la Universidad de la Frontera. En la primera conferencia se expresan los postulados de la teoría de fenómenos cognoscitivos desde la perspectiva del conocimiento, tratando de proporcionar un cambio de mirada de cómo conocemos o las vías para llegar al conocimiento aparente de la realidad.

En la segunda conferencia continua su discusión epistemológica deteniéndose en el lenguaje, como una explicación de la experiencia o de la realidad. El lenguaje como fenómeno consiste en el operar entre acuerdos y consensos, dando cabida a coordinación de conductas consensuales como conductas aprendidas.

En el taller, se plasman aseveraciones o trabajo terapéutico que se derivan de la concepción sistémica planteada por Maturana. Se realiza una distinción pensando en la unidad compuesta entre la totalidad y componentes o descomposición, haciendo referencia a la organización y estructura.

El autor devela lo que considera su teoría autopoiética, lo cual es la manera de existir de un sistema viviente y su manera de ser una entidad autónoma. Como tal, los sistemas vivientes viven tanto como conserven su organización, y todos sus cambios estructurales ocurren con la conservación de su adaptación al medio en el cual ellos existen. Para un observador, esta organización aparece como auto-referida. Del mismo modo, plantea los fundamentos epistemológicos de la cognición considerando la explicación científica; dando una noción de determinismo estructural; concibiendo los sistemas vivientes como sistemas determinados estructuralmente. Además se pasea por aspectos como la recursividad; y la noción de lenguaje.

Otro aspecto es que la emoción define la acción. Es la emoción la que define cuándo un gesto dado es una agresión o una caricia. Siempre estamos en una dinámica emocional, en un fluir de un dominio de acciones a otro en la historia de interacciones recurrentes en la que vivimos. Es de resaltar que considera al amor (biología del amor)  como un fenómeno biológico básico, y es la emoción que constituye la existencia social. La historia de interacciones recurrentes se da por esta emoción.


Los caminos de la explicación constituyen dos modos de escuchar. Es difícil distinguir entre la verdad y el error. Lo objetivo resulta parcial porque nunca se desprende de la experiencia del observador. La vida debe ser entendida como un proceso de conocimiento, en la realización del vivir en congruencia con el medio. El trabajo de Maturana puede ser, por lo tanto, caracterizado como un sistema explicativo ontológico unitario de la vida y de la experiencia humana. Es ontológico porque visualiza a la experiencia humana desde un punto de vista situado dentro de las condiciones de constitución de lo humano y no desde una posición externa, y es explicativo porque propone una mirada de la dinámica de relaciones que genera los fenómenos del conocimiento. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

TEORÍAS Y FUNDAMENTOS DEL CURRÍCULO. GENERALIDADES.

EL CURRÍCULO EDUCATIVO Y LAS TENDENCIAS CURRICULARES

DISEÑO CURRICULAR DEL SISTEMA EDUCATIVO BOLIVARIANO